Atrás

Resposta(s) a Escarlata , que dixo:
"Mira Budiño, aquí te mando una poesía que hice hace tiempo que va dirigida a la gaita, a ver cómo te parece . En esta poesía puedes apreciar lo mucho que me gusta la gaita.

OH GAITA , LUZ DE MI CORAZÓN


!Oh gaita, hechicera de amor!
cuando tú suenas
devuelves la vida  a mi corazón
gracias a ti
renace en el mundo  la primavera,
los valles se tornan verdes
las flores cubren los prados
todo retoma color,
los árboles se alzan frente a sol
los trinos de los pájaros traen la alegría
y la sensación más grande
deposita la juventud en nuestro interior.


Gracias a ti, gaita,
gracias a ti, vida mia,
vuelve la luz a mi vida.

  Cada nota que sale de ti,
  llega hasta mi
  como el beso de un ángel dorado,
  como el amado que le da a su amada una suave caricia.

  Y cuando llega la noche,
  el silencio habla,
  caen dos lágrimas de sirena sobre el agua,
  todo se detiene
  todo se paraliza,
  de pronto...
  el gaitero aparece frente al mar
  sobre la montaña,
  empieza a sonar la gaita
  y en ese instante,
  se reproduce la melodía más hermosa que he oido jamás...
  cuando las notas de la gaita  llegan  al cielo,
  se abren las nubes,
  se liberan nuestros deseos
  sentimos cómo la fuerza de la vida desciende de otros reinos
  y la magia del gaitero
  hace renacer en nuestro interior
  los más dulces sentimientos.


  Oir la voz de la gaita
  es algo especial,
  es el milagro del alma
  que te hace olvidar todo por completo...
mientras la oyes, se paraliza el tiempo,
sus notas se impregnan de los cantos más arcaicos de los hijos de la luz
y cuando descienden donde tú estás
  cubren tu alma
con lo más bello del universo.

Sonido de gaitas,
voces de valles lejanos
clamor de montes escarpados...
besos que nos envía un alma enamorada
desde un lugar muy lejano.

Es la voz de un manantial
que cubre nuestro interior
con el más dulce amor
para toda la eternidad.

Oir la gaita
es como oir la llamada de tu alma gemela
que te ciega
que te atrae hacia ella...
y hace que veas en su interior
el color del amor,
un rostro desconocido que te besa
el sol, la luna, las estrellas...

Oir la gaita
es como sentir en el alma,
el lenguaje oculto
de las historias de amor,
de los antiguos milagros,
de las leyendas mágicas
y de las invocaciones que los monjes hacían a los Devas.

Oir la gaita,
es como oir una sonrisa que se expande en el espacio
y libera tu corazón
de todos los males y los temores...
y eleva tus emociones
ascendiendo tu espíritu
raudo y muy alto,
donde se halla la torre del milagro eterno,
allá, donde moran las almas enamoradas
de un amor cristalino
que se encuentra en un mundo que no vemos.

Gaitas,
voces del pasado
que me hacen sentir vivo en el presente.

Gaitas,
voces de sacerdotisas
que bendicen los montes, los valles,
los mares, los lagos...

Gaitas,
eternidad en el espacio,
antigua voz del bosque,
melodías de sueños que una vez tuve en Avalon...
lenguaje de los ciervos, de las flores, de los castaños...
conversaciones entre fresnos, hayas, saúcos y carbayus.

Oir la gaita es como escuchar,
juramentos de amor eterno
que un joven príncipe hizo a la Reina de las Hadas,
es como hacer despertar,
las plegarias que los druidas hacían a los dioses
en una noche estrellada.

Sonidos de una gaita,
palabras góticas que se elevan en nuestro interior,
oraciones mágicas que hacen renacer la vida,
antiguos cantos de un monasterio que no existe...


Así es la gaita,
misteriosa,
hermosa,
especial...
es fuente de vida,
que cuando suena enamora el alma,
te hace volar...


















"OH GAITA ASTURIANA, LUZ DE MI CORAZÓN"


!Oh gaita, hechicera de amor!
cuando tú suenas
devuelves la vida  a mi corazón
gracias a ti
renace en el mundo  la primavera,
los valles se tornan verdes
las flores cubren los prados
todo retoma color,
los árboles se alzan frente a sol
los trinos de los pájaros traen la alegría
y la sensación más grande
deposita la juventud en nuestro interior.


Gracias a ti, gaita,
gracias a ti, vida mia,
vuelve la luz a mi vida.

  Cada nota que sale de ti,
  llega hasta mi
  como el beso de un ángel dorado,
  como el amado que le da a su amada una suave caricia.

  Y cuando llega la noche,
  el silencio habla,
  caen dos lágrimas de sirena sobre el agua,
  todo se detiene
  todo se paraliza,
  de pronto...
  el gaitero aparece frente al mar
  sobre la montaña,
  empieza a sonar la gaita
  y en ese instante,
  se reproduce la melodía más hermosa que he oido jamás...
  cuando las notas de la gaita  llegan  al cielo,
  se abren las nubes,
  se liberan nuestros deseos
  sentimos cómo la fuerza de la vida desciende de otros reinos
  y la magia del gaitero
  hace renacer en nuestro interior
  los más dulces sentimientos.


  Oir la voz de la gaita
  es algo especial,
  es el milagro del alma
  que te hace olvidar todo por completo...
mientras la oyes, se paraliza el tiempo,
sus notas se impregnan de los cantos más arcaicos de los hijos de la luz
y cuando descienden donde tú estás
  cubren tu alma
con lo más bello del universo.

Sonido de gaitas,
voces de valles lejanos
clamor de montes escarpados...
besos que nos envía un alma enamorada
desde un lugar muy lejano.

Es la voz de un manantial
que cubre nuestro interior
con el más dulce amor
para toda la eternidad.

Oir la gaita
es como oir la llamada de tu alma gemela
que te ciega
que te atrae hacia ella...
y hace que veas en su interior
el color del amor,
un rostro desconocido que te besa
el sol, la luna, las estrellas...

Oir la gaita
es como sentir en el alma,
el lenguaje oculto
de las historias de amor,
de los antiguos milagros,
de las leyendas mágicas
y de las invocaciones que los monjes hacían a los Devas.

Oir la gaita,
es como oir una sonrisa que se expande en el espacio
y libera tu corazón
de todos los males y los temores...
y eleva tus emociones
ascendiendo tu espíritu
raudo y muy alto,
donde se halla la torre del milagro eterno,
allá, donde moran las almas enamoradas
de un amor cristalino
que se encuentra en un mundo que no vemos.

Gaitas,
voces del pasado
que me hacen sentir vivo en el presente.

Gaitas,
voces de sacerdotisas
que bendicen los montes, los valles,
los mares, los lagos...

Gaitas,
eternidad en el espacio,
antigua voz del bosque,
melodías de sueños que una vez tuve en Avalon...
lenguaje de los ciervos, de las flores, de los castaños...
conversaciones entre fresnos, hayas, saúcos y carbayus.

Oir la gaita es como escuchar,
juramentos de amor eterno
que un joven príncipe hizo a la Reina de las Hadas,
es como hacer despertar,
las plegarias que los druidas hacían a los dioses
en una noche estrellada.

Sonidos de una gaita,
palabras góticas que se elevan en nuestro interior,
oraciones mágicas que hacen renacer la vida,
antiguos cantos de un monasterio que no existe...


Así es la gaita,
misteriosa,
hermosa,
especial...
es fuente de vida,
que cuando suena enamora el alma,
te hace volar...

Pues esta es mi poesía y te la mando a ti , Budiño, por ser el gaiteru que más me ha llenado el corazón.

Un abrazo muy grande Xosé Manuel de mi parte."




- Respostas
:
( engade a túa )




- [ JIJIJIJIJIJIJIJIJIJIJJIJIIJIJJJIJIJIJIJIJIJIJIJJI ] - TIHANA
(comentario engadido o día 30/5/09 ás 04:27h)





- [ Xosé Manuel eres el mejor gaitero del mundo y eso si en perosna eres muy guapo y muy majo . Sigue asi y nunca cambies .
Bikiñosss !! ] - Vanessa
(comentario engadido o día 21/2/05 ás 19:56h)



Antes unha preguntiña ben sinxela
(tanteando a robots pesados..)

3 + 2 =

?

Engade o teu comentario..

E os teus datos (se queres)

Nome:

Email:

Páxina web (sen http):

 



www.ghastaspista.com

Ghastas Pista?

Falándoche de música galega dende o Século XX
info@ghastaspista.com

[ Discos ]-[ Historia..]-[ Novas ]-[ Concertos ]-[ Radio ]-[ De copas ]
[ Foro ]-[ Actualizacións ]-[ Videos ]-[ Outras ]